Utilidad de la psicología y filosofía

Descarga libros en Microfilosofia.
Buscamos y editamos libros antiguos exentos de derechos de autor, para colgarlos a precio 0€.

filosofo elegante en su montaña
The philosopher imagen de Nick Marci

¿Qué es cultura? ¿Cómo se forma una cultura?, se podría pensar en una definición como esta; Una cultura es una formación conceptual influida de tal forma, o forzada de tal forma a la acción que es capaz de utilizar unos saberes eficazmente. Por ejemplo, cuando habla un científico o una persona culta en una materia, lo hace por el dominio que los conceptos referentes a esa ciencia le otorgan en la formación de los diferentes saberes. Es considerado culto en esa rama, por la capacidad de formar de ella saberes útiles y ponerlos al servicio de una empresa.

Propongo el caso de la cultura psicológica, de la psicología como ciencia o pseudociencia para esta reflexión, porque es quizá la ciencia que hoy por hoy progresa en mayor medida. E, igualmente es muy difícil de delimitar y observar -en ella- un proceso de culturalización uniforme,  puede parecer que la dificultad esta en la definición si precisamos que: la psicología responde a cualquier grupo de saberes que contribuyan al estudio del comportamiento humano. Encontramos muchos saberes de formaciones culturales diferentes, algunos ejemplos: La hipnosis, que habla sobre el comportamiento humano y sus relaciones inconscientes, o las disciplinas neurológicas que contribuyen con funciones químicas y biológicas en el comportamiento corporal, también, si miramos en la estadística, tan importante y necesaria para reflejar los cambios de comportamiento en muestras y conjuntos de población, contribuye de una forma organizativa, permite plasmar en porcentajes las diferencias comportamentales por grupos, los hombres y las mujeres son, o los jóvenes y los ancianos son esto más que esto. La psicología no es una ciencia quizá por esta razón, cualquiera puede adueñarse de su definición, y decir yo soy psicólogo, yo utilizo una serie de conceptos que me ayudan a prever el comportamiento humano, incluso el que utiliza una buena psicología popular, con sus saberes como fruto único de la experiencia.

La psicología, por lo tanto, parece que está a medio camino, no se convierte en una ciencia hermética completamente, y permite la regulación de las ideas que completan los saberes del psicólogo, con la creación de nuevas fórmulas. Es una "ciencia" destinada a no formarse completa, a siempre poseer devenires y funciones nuevas en relación al comportamiento humano. Decimos que los saberes psicológicos no se pueden encontrar en culturas aisladas si pretenden obtener su máximo beneficio. Por ejemplo: la cultura conductista como cultura aislada, sin el contacto con la biología, o la estadística, se formaría como un abanico de teorías para museo, sin la capacidad de ser usadas, de actuar.

La psicología es la ciencia que más necesita de la invención del filósofo, o de otra forma, la que más se siente influenciada por las creaciones filosóficas, pues el comportamiento humano como objeto de la ciencia, es móvil, veloz, ágil. Mucho más -seguro- que las matemáticas, que la teoría biológica, la historia, etc. Es el ser humano mismo quien decide como es, el filósofo es un ser humano, y cuando el filósofo crea algo no tiene por que ser consciente, puede no saber que ha creado algo, pues la mayoría de los filósofos son personas normales, algunos campesinos, algunos hombres de negocios, que inventan conceptos porque les es vital. Y si inventan conceptos, irremediablemente, fuerzan por el comportamiento humano la movilidad de la cultura psicológica.

La psicología juega con una incapacidad -como ciencia, la de incluirse en una formación sistematizada, allí quienes se aventuren encontrarán continuos fracasos. ¿Puede alguien imaginar la disciplina psicológica útil en una lengua ajena a la que utilizan los mortales?, es decir, al modo de las matemáticas, que inventen códigos y funciones útiles únicamente para quienes sean capaces de interpretar. La psicología necesita de la filosofía , de sus saberes filosóficos y de su capacidad de invención.

Cualquiera que piense sobre la disciplina psicológica observará que el objeto siempre es la persona, los cambios se originan en la base del habito a base de voluntad, de consciencia y pastillas. El filósofo hace otra cosa, él es más elegante cuando usa la palabra y su influencia, el concepto es fuente de vida, y una forma inconsciente de cambiar el habito a fuerza de creatividad. Solo un problema podría encontrarse, el de la inmovilidad del lector, el lector necesitado de guía no se encuentra cómodo entre filosofías y busca -preferentemente- salud en la psicología.


Escrito de Esteban Higueras Galán en Impresionesvivas.
Puedes hablas con el en FacebookTwitter y Correo: Higalano@gmail.com 






                                        

 
Microfilosofia, revista de caracter público y gratuito, diseñada y administrada por Esteban Higueras Galán.