29 de marzo de 2011



Del Neohumano. Escrito de José Aranda

Publicado por: Esteban Higueras Galán / @HGEsteban

La plaza del pueblo se encuentra abarrotada, por doquier cientos de personas se mueven sin un fin determinado, buscan la mejor oferta en el mercado, hablan sobre los quehaceres de la vida, discuten, parlotean, critican... En síntesis expresan la sociedad humana, todos platican sin escucharse, andan con el único fin de satisfacer sus necesidades, olvidan que junto a ellos/as hay otros que buscan el mismo cometido, no se detienen ni un segundo en observar los ojos de los que le rodean.

De súbito una mujer mayor cae al suelo habiendo tropezado con una baldosa saliente del firme, a su alrededor se monta una gran algarabía, todos comentan el percance de la mujer, pero nadie aún se ha arrodillado para ayudarla, durante unos segundos olvidan el hecho acontecido y solo piensan en la situación en si; la pobre señora ensillada en el suelo tiene que pedir ayuda al ver que ninguno de los presentes la socorre, pero aún con el auxilio en la boca todos los congregados se miran unos a otros esperando que "alguien" lleve a cabo el rescate, los segundos pasan y algunos que se habían detenido, al observar que no conocen a la mujer, comienza a dispersarse dando sentido sin conocimiento a lo que ha ocurrido (La mujer estaba borracha y seguro que se ha caido por ese exceso de vino, yo no ayudo a borrachos), los más cercanos que han visto el suceso se comienzan a plantear si la mujer realmente estaría bebida y el tropiezo sea el resultado de aquella borrachera, ya que el suelo lleva así mucho tiempo y poca gente ha sido la que se ha tropezado con aquel saliente. La pobre anciana continua mirando a las personas que en dispersión la continua observando y se plantea si alguien podrá ayudarle a ponerse en pie para continuar con su camino y poder volver a casa sin mayores problemas.

Ya casi todos los ciudadanos que rodeaban a la anciana se han ido, las personas parecen haber vuelto a sus cometidos, observan a la mujer tumbada pero intentan acallar la voz que le pide que socorra a aquella pobre anciana. Sin más aparece una pareja (una mujer y un hombre) en un primer envite nada los distingue de los demás, su figura es muy parecida a los humanos que los rodean, sus vestimentas idénticas a la de los demás ciudadanos, sus cabellos peinados y acicalados... pero en sus ojos se denota un brillo diferente, sus pasos son firmes, su mirada observa a todos los transeúntes de la plaza sin sentirse ruborizados por ello, intenta ver en cada uno de los seres que les rodea su esencia, "su alma", su razón; pero los que son observados se sienten mal ya que esta pareja consigue penetrar en su adentros, pero por más oscuridad que vean en su interior, la pareja no les reprocha nada con la mirada, simplemente sonríen y continúan su camino, ya que los "antiguos" no quieren hablar sobre los que les preocupa, prefieren esconder sus preguntas en su interior y taparlo con kilos de compasión, devenir, destino, predeterminación, dioses, incapacidad... La pareja, "extraña" según la denominan sus compatriotas, se encuentran con la anciana caída; sin pensar un segundo se agachan y atienden a la mujer, le preguntan por lo ocurrido y ésta sin dejar de mirar a los ojos a la mujer le cuenta lo sucedido, mientras tanto el joven compañero se afana en arreglar la baldosa saliente, para que nadie más tropiece con aquel reborde; la anciana ya se encuentra en pie y acompaña a la pareja en sus compras, mientras que andan la anciana les abre su corazón, se siente con confianza de expresar sus preguntas, sus inquietudes, sus necesidades y la pareja responde, cuestiona y reflexiona sobre las ideas de la mujer, la señora se siente plena al sentir que todo lo que le preocupaba tiene respuesta en si misma, pero esta felicidad mengua cuando las campanas de la iglesia suenan, estruendo!, rosas, la anciana parece salir de la nube de reflexión en la que se había instaurado, y recuerda la llamada de "Dios", inmediatamente acusa a la pareja de haberla demonizado y haberle metido en la cabeza "ideas extrañas", la pareja solo sonrie a las palabras de la anciana, pero esta como loca vuelve corriendo a la iglesia buscando la moral prediseñada que esta le ofrece y retomando de nuevo todos sus problemas "imposibles de resolver.


Escrito de José María Aranda Carmona en Impresionesvivas.
Email de contacto: jose.aranda7@gmail.com
Suscríbete al boletín para recibir lo último en tu correo electrónico

Introduce tu correo electrónico:


Etiquetas

Abentofail (2) Abner Pantoja (5) Agustín de Hipona (3) Amistad (8) Apariencia (2) Aprender (4) Aristóteles (19) Arte (10) Artículo (90) Artículos enviados (40) Averroes (5) Baudrillard Jean (2) Biografía (5) Borges (3) Capitalismo (6) Ciencia (15) Cine (2) Comunismo (2) Conceptos (7) Conciencia (3) Conocimiento (12) Cosmología (2) Crítica (4) Cultura (3) David Hume (2) Democracia (7) Derrida (2) Descartes (7) Dialéctica (7) Diferencia y repetición (2) Dios (5) Documental (3) Don Quijote (2) Ecología (3) Edad media (2) Educación (4) Enrique Martínez (15) Ensayo (136) Entrevista (2) Epicuro (3) Epistemología (7) Escritos (426) espíritu (5) Estética (10) Ética (23) Evolución (3) Existencia (4) Experiencia (3) Felicidad (2) filosofia (138) Filosofía Clásica (6) Filosofía Cristiana (2) Filosofía en blog (12) Filosofía griega (17) Filosofía hedonista (6) Filosofía medieval (7) Filosofía moderna (3) filosofía política (40) Filosofia y deporte (6) Foucault (29) Germán Gallego (23) Gilles Deleuze (50) Gramsci (5) Hacer filosofía (8) Hegel (40) Heidegger (10) Heine Heinrich (3) Henri Bergson (2) Hermann Hesse (7) Historia (8) Hobbes (3) Humanismo (3) Humor (3) Idea (14) Identidad (2) ideología (4) Imágenes (4) Incertidumbre (3) Individualidad (2) Inteligencia (2) kant (4) la filosofia (11) Lecturas (270) Lenguaje (8) Libertad (12) Libro ética geométrica online (113) Libros (14) libros gratis (6) Libros libres (7) Mal (3) Maquiavelo (9) Marco Aurelio (2) María Zambrano (2) Marques de Sade (2) Marx (28) Matemáticas (2) Mente (2) Metafísica (7) Michel Onfray (11) Microensayo (25) Miguel de cervantes (3) Miguel de Unamuno (6) Mitología (3) Moral (3) Música (9) Nada (4) Nietzsche (21) Ortega y Gasset (12) Oscar Oural (2) Percepción (8) Platón (10) Poesía (6) Política (24) Popper (6) positivismo (9) Posmodernidad (3) Práctica Filosófica (4) Psicoanálisis (3) Psicología (4) Racionalidad (2) Razón (5) Realidad (12) Relato filosofía (33) religión (4) Renacimiento (3) Reseña (6) Russell (4) Saber (3) Santo Tomás (3) Sexualidad (8) Shakespeare (2) Slavoj Zizek (3) Socialismo (5) sociedad (21) Soren Kierkegard (7) Spinoza (173) Subhistoria (4) Tales de Mileto (2) Teoría (4) Thoreau Henry David (5) Universidad (3) Venezuela (14) Verdad (5) Vico (4) Vídeo (63) Wittgenstein (8) Zapata (2)